¡Ese peazo de red social, por la gloria de Julian Assange!

Pequeñas diferencias entre Wikileaks y Facebook.
Facebook disfruta de su éxito, pero algún día tendrá un gran declive si se hacen públicas sus prácticas.

Pequeñas diferencias entre Wikileaks y Facebook.

Facebook disfruta de su éxito, pero algún día tendrá un gran declive si se hacen públicas sus prácticas.

(Source: unreasonablefaith.com, via ladymosca).

¡Y si los científicos descubrieran evidencias que confirmasen la teoría de la evolución, la religión católica dejaría de tener sentido!………….. oh wait…

Y si los científicos descubrieran evidencias que confirmasen la teoría de la evolución, la religión católica dejaría de tener sentido!………….. oh wait…

(Source: alicuecanadas).

Tostao de FinoFilipino. Vía GGago.
D.

Ben Amor

¿Puede haber un nombre mejor para el rapero de la revolución del jazmín?
Simple, directo, rabioso y un flow que raspa.
Lengua de lija.
Saliva de lejía.

Este es el «pasquín» contemporáneo. Corta y pega de fotos tomadas en las calles… Corta y pega con un mar de fondo low fi, nacido de los suicidados, de abajo… Y ¡hala!, a colgarlo bien arriba de Youtube y que rule.
Corta.
Pega.
Que rule.

Gestado en la Red. Estallando en las calles. Derribando palacios de invierno mediterráneos.

Directo a los cojones de todos los arabofóbicos y de los sátrapas que les/nos gobiernan.
Honor y admiración para el Pueblo tunecino, egipcio, yemení, jordano…
… para los chavales de Lavapiés y el Rabal.

Pelota, si. Pelotazo, no

Breve historia de un pelotazo fustrado por la sociedad civil:

1) La empresa propietaria lo compra por un precio irrisorio (290 millones de pesetas). No podía demolerlo (protección), hacía falta darle otro uso. La trama de corrupción marbellí (Antonio Roca) lo pone como uno de sus objetivos en Madrid y promete mediación para poder llegar a construir un hotel de lujo en su interior. La encargada de dicha operación en la capital será Monserrat Corrulla, para ello contacta: con el arquitecto Moneo, para el proyecto arquitectónico, y con el propio Gallardón (según las escuchas policiales del sumario Malaya) para la recalificación. Sólo el segundo cumple su parte.

2) Así, en plena época de auge del pelotazo y casi de noche, técnicos del ayuntamiento intentan recalificar el Beti Jai (desprotegerlo para permitir la construcción del futuro hotel). Pero, el expediente tiene que pasar por comisión independiente de patrimonio que detiene la operación in extremis.

3) El candidato del PSOE, Sebastián, sugiere la prevaricación y una relación sentimental entre Corulla y el alcalde. Días después, pierde las elecciones municipales.

Seguir leyendo hasta (10), no os perdáis el «Yo soy español, español…» final del gran D.


4) Ante la negativa a la desprotección de inmueble, la propiedad abre literalmente la puerta del Beti Jai para forzar su deterioro (o destrucción): pseudokupas, conatos de incendio, suciedad, molestias,… se empiezan a producir en su interior.

5) Un grupo de vecinos aprovecha y también entra en el edificio en ruina. Lo ve, lo cataloga y empieza a hacer público su existencia escamoteada durante años al conjunto de la sociedad.

6) La propiedad cierra a cal y canto el edificio para evitar nuevas incursiones que certifiquen su estado de abandono, mientras los visitantes/redescubridores sensibilizados se autorganizan, montan redes, comparten y dar a conocer la historia, los valores y la realidad de este edificio patrimonial único, así como pedir su salvaguarda y uso.

7) Se dan las primeras acciones, reuniones vecinales, se monta un blog, etc. El Beti Jai empieza a aparecer en los medios de comunicación, empieza a dejar de ser invisible.

8) La Comunidad de Madrid ante este hecho «redescubre» el Beti Jai y propone la urgencia de incoar el expediente de protección del edificio de la calle Marqués de Riscal. Eso sí, tras tenerlo 20 años «esperando» archivado.

9) El Ayuntamiento de Madrid que en un primer momento intentó su recalificación, ahora declara la necesidad de proteger el Beti Jai. Empieza a solicitar las obligaciones legales para la salvaguarda del frontón.

10) La propiedad se rebela, ante la inminente legalización de la protección total del Bei Jai, pues ve peligrar su negocio. Pide o exige su «compra» por parte de la administración. Precio: 10 millones de euros.

11) En ningún caso, tras sus buenas intenciones: ni el gobierno de la Comunidad de Madrid (PP), ni el del Ayuntamiento (PP) anuncian o preven la expropiación del inmueble.

12) Hoy se declara, al fin tras dos decenios de desidia, corrupción y prevaricación, como Bien de Interés Cultural el viejo frontón Beti Jai de Madrid, lo que limita legalmente la más que posible destrucción del edificio. Sin embargo, y por desgracia, este hecho no garantiza su recuperación presente, ni futura.

13) La partida entra en tablas. Nadie puede ya mover ficha. El edificio sigue en manos privadas, cerrado y en estado de ruina.

Este es el país donde viven, la próxima vez que grite por la calle: «soy español, español…» recuerde de qué tiene que sentirse orgulloso de verdad.
D.

El 13-F, sin ceremonias.

Los fastos del 23-F de quienes «hicieron la Transición», serán respondidos antes el 13-F, sin ceremonias, por quienes la/les sufrimos.

«Operacion sin Ceremonia». Así ha denominado el grupo de ciberactivistas Anonymous a su próxima gran protesta contra la Ley Sinde. Pretenden sacar a los usuarios de la Red y que muestren su rechazo ante esta polémica norma el 13 de febrero a las 18.00 horas a las puertas del Teatro Real de Madrid, donde se celebrará la ceremonia de entrega de los Premios Goya. Seguir leyendo.

Esta es una revuelta generacional.
Frente a la ciberguerra que los Estados y los Mercados han decretado unilateralmente, esta es una llamada a la insumisión digital.
Se autoconvocan a la autodefensa noviolenta
los públicos que se han empoderado en la Red y la han creado como contrapoder.

Ellos son los auténticos creadores: de la esfera pública digital, de su propia autonomía.
La han tejido colaborativamente, peleando el acceso universal, difundiendo y creando contenidos colectivos. Sin autores. Sin licencias. Sin ceremonias.

El Pueblo, a quien antes llamaban cuotas de audiencia y recuento de votos, sale unas vez más de las pantallas a la calle.

Ningunean aún el 13-M de 2004: cuando exigimos nuestro «derecho a saber» y dejamos desnudo al emperador y a sus palanganeros.
El 13-M fue nuestro 23-F (cuando, para vergüenza propia y ajena, nadie, excepto los fachas, salieron a la calle).
Luego, reprimieron y obviaron V de Vivienda que denunciaba la crisis que negaban.
Ahora, dicen que la Red es el refugio de los terroristas.

Ahí está la respuesta. «We do not forgive»
Ayer, llevando la revuelta de Túnez a Egipto.
En las calles de aquí, hoy mismo, contra la reforma laboral. 
En LaTabacalera, a las 20:00: reseteando cuerpos y ordenadores para el 13F.

Estimados Icíar Bollaín y Paul Laverty

Fui el otro día a ver vuestro film, «También la lluvia». Antes de que se proyectase la película, los distribuidores me pidieron con un mensaje en la pantalla que colaborara con ellos para delatar a quienquiera que estuviera en la sala delinquiendo con una cámara y grabando vuestra peli, aprovechándose de vuestro trabajo.

Como yo os quiero mucho y quiero al cine español, me puse a husmear durante toda la película a ver si encontraba a alguien para empapelarlo. Estuve dando la matraca toda la peli, moviéndome entre las filas, arriesgando mi pellejo en la oscuridad para descubrir a los que pisan vuestras tierras artísticas. La gente comenzó a llamarme la atención.

¿¡Oye, nos vas a dejar ver la película!?

Seguir leyendo

Pues depende de si veo que la sala esté limpia o no. Más importante que vosotros veáis la película es que yo investigue y de con los canallas que después cuelgan una obra maestra como esta en la red. A mí, Icíar y Paul, siempre me tendréis ahí, luchando.

De la peli me iba enterando a trozos. ¡Qué bonita fábula sobre los malditos conquistadores españoles que fueron a América a expoliar a los pobres indios su oro y sus tierras en nombre del Rey de España!

¿¡Haz el favor de sentarte en tu butaca!? – me grita un espectador airado.

Sí, claro, pero desde la pantalla de cine han pedido colaboración y yo colaboro, porque, si no lo hacemos, gente como vosotros, Icíar y Paul, os desincentivaréis y no haréis obras maestras como esta. No, ni de coña, dejo yo de colaborar.

A ratos miro la pantalla. Joder, qué interesante vuestra forma de plantear la fábula: una metaficción en la que una productora de cine española va a Bolivia a grabar una peli sobre el expolio que Colón y los suyos llevaron a cabo en el Nuevo Mundo. Pero lo impresionante es que vosotros le dais la vuelta y contáis que hoy está ocurriendo lo mismo, cinco siglos después. Los bolivianos no tienen derecho al agua potable, como sus antepasados. Sois increíbles, mezcláis ética y estética para contar un metarelato que intenta hacer reflexionar a palurdos como estos del cine.

Sigo entre las filas, buscando a los piratas. ¡Qué gentuza esta que me chilla porque no puede perderse ni un plano! ¡Qué intransigencia! Pues yo, hasta que no de con los culpables, no voy a parar, me da igual que me insulten.

¡Gilipollas, como no te quites de ahí, llamo ahora mismo a los acomodadores! – me increpan, los pasivos espectadores.

Menos mal que puedo seguir vuestra peli mientras husmeo. Memorable la forma en que contáis que la productora y sus actores, que empiezan explotando a los extras bolivianos, termina tomando conciencia de su error y se redimen ayudándoles en su lucha por un servicio de agua público. Es verdad que hay algún que otro actor cobarde, pero es comprensible, es el miedo. ¡Qué bien escribes esas escenas, Paul! ¡Qué forma tan elegante de mezclar el pasado y el presente para mostrarnos una salida ética, a nosotros, los espectadores de vuestra obra, que nos sentimos halagados por vuestro regalo! Gracias, mil gracias…

¡Hijo de puta, como no te quites de ahí te doy de hostias yo mismo!

En ese momento, queridos Icíar y Paul, entró un acomodador porque el energúmeno este me estaba zarandeando. Se formó una pequeña melé en el cine. Pero, no os lo vais a creer, en medio del altercado veo cómo uno de los tipos de una fila de atrás se ha puesto nervioso y se le ha caído una ¡cámara de video! Grito más que nadie hasta que los acomodadores se dan cuenta de qué está pasando. ¡Ese cabrón está violando la ley de propiedad intelectual!- aullo en mitad de la refriega.

Pues sí, mis queridos Icíar y Laverty, os escribo solo para deciros que si todo el mundo fuera como yo, los cines estarían limpios y en este país se respetaría la propiedad de los artistas. Al tipo lo cogieron y se lo llevaron por una cuestión de lindes, se estaba metiendo en vuestra cabeza y robándoos vuestras ideas. Me enteré después que la cosa es grave y le va a caer una multa del copón. Pero se lo merece.

Por cierto, ¡qué bonita vuestra peli y qué bien contada! Yo soy un simple mortal y lo único que deseo es que no perdáis vuestras ganas de hacer películas. Ahora que el traidor de Alex de la Iglesia se ha ido, yo creo que tú, Icíar, deberías relevarle en la Academia, ¿no te parece? Es cierto que perdemos a una cineasta pero valoraré tu sacrificio, igual que el de Ángeles Gónzalez Sinde. Cuando acabe todo esto, y ya acaba porque Sinde ha ganado, las dos volveréis a escribir en un mundo mucho más justo. Los artistas estáis para eso, para hacernos ver la realidad entre líneas. Yo estoy seguro, Icíar, que la gente como vosotros sois incluso capaces de ver el Canal Plus codificado. Je, je, era un chiste malo. Os quiero, gracias por vuestros regalos…

Os saluda un servidor, un esclavo, un amigo… que gusta de vuestro metarelatos… ¿para cuando un meta-meta-relato? Eso sí que es un reto, ¿verdad, Icíar y Paul?

Wikileaks en LaTabacalera

Añadir leyenda

Pues eso, que otro bolo sobre Assange y Cia.

Esta vez en «casa», navegando en la Nave Central de LaTabacalera.

Con Miguel Romero, uno de «los mayores» metido en contrainformación que más y mejor entiende las TIC.

El Señor Ugarte, otro a quien hemos atendido en este blog. Uno de los usuarios, teóricos y ensayistas más potentes de la Red.

Y G. Lafuente, exiliado de El Mundo por la conspiranoia del 11M, promotor de Soitu (un medio electrónico del máximo interés ya desaparecido) y fichado por El País para reflotar su edición digital (y tratar los cables de Wikileaks).

Un corte que me hayan puesto de primero en el cártel.
Nos vemos, si podéis.

Zapateando sobre su tumba

¿Quién era más revolucionario?
¿Quién se la jugaba más?

El Sub, Marcos, no dudaría en señalar al viejo cura que camina, vestido de paisano, a su lado en esa foto: Samuel Ruiz.

Echan tierra sobre su lápida quienes le ninguneaban y/o atacaban: los medios corporativos, abanderados neocolonialistas de las transnacionales españolas, laicos y católicos.

Pero otros zapatean (de Zapatismo) al son de su memoria. Bailan hoy sobre su tumba el baile de los sin nombre, de los sin rostro. Escuchando, antes de cantar. Canciones sin autor, donde el autor eran todos. Como él repetía: oyendo antes de hablar; en incansable búsqueda de la liberación.

Ni me sale la pelusa del monaguillo que fui (un verano, no más, y era por el vinito dulce de después. ¡Qué melocotones mañaneros más ricos me pillaba!). Ni me arrodillo ante ningún altar para recordarle.
Miro atrás y le agradezco todo lo mostrado con su compromiso. Les veo (a él, a Marcos, a tantos otros) trazando un camino que nadie transitaba: el que nos queda por recorrer y a cuyo término él ya llegó.
(Dedicado a Ignacio – no es de el «de Loyola», pero sí de «la Companía» – ; y que, después de veinte años, nos reencontramos. No llevaba, claro, tampoco sotana. Nos re-conocimos.)

27 de enero ¿ Quién dijo huelga general?

Un nuevo sujeto revolucionario que se constituye, cobra forma cuando toma la voz, cuando se autoconvocan. Anónimos, plurales y descentralizados.

¿Alguien les conoce?
¿Alguien se siente parte de ell*s?

«Somos la generación de los 400 euros. La del trabajo flexible y las ETT, la de los sueldos miserables, la de los dos títulos universitarios que no sirven para nada pese a ser cada día más caros. La generación precaria, la que está sufriendo de forma permanente la eliminación de derechos laborales conseguidos con sudor y sangre, y es humillada de forma continua por políticos, patrones y demás gente de bien. La generación que ve cómo es sometida en un mundo que se desmorona sin poder hacer nada para evitarlo, mientras masas pasivas de gente asisten mudas ante tal espectáculo […]
«Somos vuestros hijos y nietos, somos la sociedad que habéis creado, somos el resultado de generaciones de indiferencia» […]
«Adiós. Nos veremos en las calles combatiendo codo con codo el próximo 27 de enero, o nos veréis desde vuestras televisiones siendo perseguidos y criminalizados de nuevo. La decisión es vuestra». Texto entero, aquí. Menéalo, menéate.

El sábado salieron a la calle 4.000 en BCN. Ya veremos el jueves… Aquí el video:

Violencia patronal, porno y necrofilia.

Noticias componen una necrológica en varias esquelas.
De muertos que no descasan en paz.
En un periodo histórico que agoniza, pero insiste en alumbrar cadáveres:

– Los dos trabajadores que fallecen cada día en España en accidente laboral.
– Los suicidas en el centro de trabajo.
Los precarios que se matan llevando su protesta más allá del límite. Ya son al menos diez los ciudadanos que en Argelia, Egipto, e incluso un adolescente en Francia, han emulado la acción de Buazizi (el joven tunecino que se inmoló, desencandenando las protestas de Túnez).

En este domingo laico, la muerte de una esclava catódica del Gran Hermano, que vendió su cuerpo hasta que reventó, cobra un significado lúgubre. Violencia patronal y necrofilia pornográfica.