Desveladas y crucificadas


No he visto ninguna de las dos exposiciones.

La de la derecha es de la fotógrafa camerunesa, Angéle Etoundi Essamba, cuya exposición «Desvelos» ha sufrido actos vandálicos en Madrid. La cuarta parte de sus fotos fueron destrozadas y pintadas.

La de abajo es de Winkler y Noah, dos fotógrafos italianos; que, como ya es costumbre en aquel país desde las campañas más bestias de Benetton, sirven de piedra de escándalo. Más fotos, con más tías en bolas en la cruz, en los medios más carcas, ¿cómo no?

No me interesan estéticamente ninguna de ellas. Ni sus modos o circuitos de producción.

Sí, en cambio, me parece importante reparar en las reacciones.

Para algunos una mujer con velo, retratada de forma bella y seductora, es toda una provocación. En tiempos de islamofobia, no se puede ya soñar con un harén (el estereotipo orientalista del sexo), ni aunque sea una mujer la que fotografía a las huríes.

Lo mismo, para ¿otros?, en tiempos de top-less pedofílico, aireado como efebofilia de sacristía, un crucificado con tetas constituye todo un atentado a la Religión.

Creo entenderles. Unos no tienen cómo lidiar con una sumisión que en vez de obediencia ciega ofrece discretos placeres insumisos. Otros jamás entendieron la erótica del sacrificio. No saben lo que se pierden.

Un poquito de por favor.
Para los primeros y para los segundos, un poquito del divino Marqués.

Como Justine, cuya virtud es ultrajada por unos libertinos que sólo reciben privilegios y recompensas sociales, las mujeres desveladas y crucificadas nos preguntan: ¿Cómo es posible que esta ilustre providencia, cuya justicia me gozo en adorar, al castigarme por mis virtudes, me haya ofrecido al mismo tiempo la visión de quienes me aplastaban con sus vicios en la cúspide?

No siempre la literatura fue literatura

Leo «Ensayo sobre la falta de personalidad» del filósofo José Luis Pardo, incluido en su libro «Nunca fue tan hermosa la basura». Desmitifica qué es lo que hoy consideramos «literatura» y su producto más célebre, la novela. La literatura es un invento del siglo XIX. Esto ya lo decía Walter Benajmin cuando señalaba que el burgués de la incipiente sociedad industrial capitalista escribe en solitario para un público que también lee en solitario, en silencio. 

Contrasta el género con la tradición oral en la que la «versión original» del mito era compartida por todos y el contexto en el que se tenía que interpretar el mito estaba claramente delimitado. A diferencia de ello, el contexto de la literatura actual se ha perdido, ello permite la interpretación libre, la obra abierta, y también la pérdida de identidad colectiva. Por eso, dice Benjamin, el novelista siente siempre melancolía, al haber perdido al público con quien compartía la historia y haber perdido la moraleja de la historia. 

La «versión original» de la tradición oral se fragmenta en mil pedazos cuando aparece la literatura, el afán por biografiar la vida del burgués, que nunca será tan pobre como para no dejar, por lo menos, su vida novelada, su biografía (como decía Pascal). En mitad de estas dos etapas, existió la escritura como forma de copiar los libros que venían del cielo, libros que eran sagradas escrituras o tradiciones orales puestas sobre papel, que no podían ser interpretadas sino por sacerdotes que tenían el imperio de su decodificación. 

El resto de la gente eran analfabetos o escribientes que copiaban sin interpretar. En las postrimerías de esa etapa, Pardo se fija en el cuento de «Bartleby, el escribiente» (Herman Melville) como una metáfora de cómo los rastros de la tradición oral no caben en el invento de la novela. Bartleby, el escribiente es un ser que produce melancolía porque no pertenece a su tiempo. Su historia no es novelable, porque no es posible encontrar el contexto en el que se produjo su vida. Como su vida no es bio-gráfica, Bartleby sólo puede ser un cuento, eso sí, mucho más inquietante que la mayoría de las novelas.

Mis memorias (3)


Otro pasaje robado para mis memorias.

Milité en el Directorio Revolucionario Ibérico de Liberación, que, dirigido por un portugués y dos gallegos, saltó a la prensa mundial en 1961 cuando secuestramos el trasatlántico Santa Maria. Lo rebautizamos como «Santa Liberdade» y barrimos las diferencias de clase entre los pasajeros. Yo fui el que rompí las puertas entre cubierta, primera, segunda y tercera clase. Yo toqué el trombón y unas cuantas nalgas en los bailes que organizamos para tod*s; ya sin uniformes ni trajes de gala, en cubierta y en la sala de oficiales, ya sin puertas.

Exigimos al mundo el fin de las dictaduras de Franco y Salazar y la independencia de sus colonias. John Fitzgerald Kennedy – su apoderado – tuvo que salir en rueda de prensa a informar de la situación del secuestro y nos envió a la IV Flota, para que nos acojonásemos y desistiésemos. Terminamos de forma incruenta dos semanas después, en el puerto brasileño de Recife, donde, tras recalar en Veracruz (se ahí la foto) nos aseguraron asilo político. ¿Algún sitio mejor al que ir, tras intentar la revolución?

Antes de lo del Santa María habíamos, en 1960, habíamos asaltado el Ayuntamiento de Madrid, los locales del Movimiento (el partido fascista), las estaciones de tren de Bilbao y Barcelona; y el areopuerto de Barajas… el PCE no quiso nada con nosotros, nadie nos reconoció como parte de la oposición oficial del franquismo.

Hay varios docus, este o este… Aún falta por hacer algo, que sin complejos, reivindique nuestro derecho a aterrorizar con nuestros bailes en cubierta a los terroristas de estado… ensayemos los pasos antes de que se hunda todo. Acaban de publicar una novela sobre un atentado contra una furgoneta de TV en vísperas de algo parecido al partido del siglo. Suena interesante en boca del autor.

El negocio de la crisis

Dani el Rojo, el del 68 francés; en el Parlamento Europeo.

La cara de López Garrido del PSOE, el señor de bigote que se toca el mentón, lo dice todo.

Vía Raúl, gracias, que estéis disfrutando del campíbiri.

Por otra vía, me llega:

AQUÍ el Gobierno reduce en un 5% del sueldo de los funcionarios y los congelará en 2011, así como las pensiones, excepto las no contributivas y las mínimas; y eliminará el cheque-bebé. Todo con el objetivo de recortar el gasto en 5.000 millones este año y en 10.000 millones el año que viene.

No podemos consentir que nos presenten estas medidas como inevitables o como la única solución posible, unidas a la próxima subida del IVA. Es SU solución a cuenta de trabajadores, pensionistas y familias. La NUESTRA bien podría ser:

– Impuesto de Patrimonio para fortunas superiores a 1 millón de euros: 2.200 millones € /año.
– IRPF a las rentas de más de 8.000 E mensuales al 50% (43% actual): 2.900 millones € /año.
– Gravar las SICAV (Sociedades de Inversión de Grandes Fortunas) al 20% (1% actual): 2.000 millones € /año.
– Subir Impuesto Sociedades a Grandes Empresas (capital superior a 1.000 millones) al 35%:.. 2.500 millones € /año.
– Retirada del Ejército de Afganistán: …400 millones € /año.
Total:……………………………………………………….. 10.000 millones € /año.

Que no nos engañen.
Distribuid este correo si estáis de acuerdo con su contenido

Greenspan vs Naomi Klein

Atención a este enlace de «Democracy now». Un debate muy interesante entre Naomi Klein y Alan Greenspan. Naomi Klein representa lo opuesto a Greenspan. Así que esto promete.  Pinchad aquí para seguirlo. Está en inglés pero la transcripción está en el enlace.

Curso de incomunicación política (II): Poli bueno y poli malo

La estrategia del poli bueno- poli malo consiste en representar el poder a través de una comunicación esquizofrénica en la que una misma intención se traduce a través de dos voces opuestas, para crear una ilusión de alternativas y coaccionar al receptor a elegir la menos mala que es, a fin de cuentas, la misma que la peor.

El cine nos ha ilustrado en multitud de ocasiones sobre este tándem. Recuerdo ahora una escena  «Traffic», la peli de Soderbergh, y también en «LA Confidential».

En nuestro caso de hoy, traemos a la colmena esta estrategia para explicar cómo nos van a colar la reforma laboral. En este caso, el poli malo es el Fondo Monetario Internacional y el poli bueno, la Ministra Salgado y el Banco de España.

¿Quién es el FMI? Son los que arruinaron con sus ajustes estructurales las economías en America Latina desde los años cincuenta hasta ayer mismo. Vean Naomi Klein, en su libro «La doctrina del shock». También miren a Stiglitz, Premio Nobel de Economía y antiguo vicepresidente del Banco Mundial, un tipo nada sospechoso de ser antisistema. El FMI nació para crear una gobernanza keynesiana y un Estado del Bienestar. Lo vaciaron entero y volvieron a llenar con el dogma del Mercado.

El FMI se descuelga ahora en España. Sus paracaidistas estuvieron por aquí para hacer un informe. ¿Qué dice el informe? Pues que hay que reformar el mercado laboral. ¡Qué casualidad, justo lo que había dicho el Banco de España y la CEOE! No se trata de reformar el mercado laboral para eliminar la precariedad sino para sentar las bases de una mayor flexibilidad, que llaman estos organismos, que, en realidad, es más precariedad.

Entonces, aparece la Ministra Salgado y dice que no está de acuerdo del todo con lo que dice el FMI. La poli buena de la peli viene a decirnos, para distinguirse de la maldad del FMI, que el Gobierno tiene su propia receta. Uff, menos mal, creíamos que tendríamos que tratar con el FMI… pues no, trataremos con la versión amable del FMI…que, mira por donde, son conciudadanos nuestros.

Para terminar, amigos y amigas, atención, en el siguiente video, a lo que ocurre cuando el asalariado se mira al espejo ufano de cuidar los pelillos de su nariz y, de pronto, llega el FMI y, no sólo le impide quitarse los pelillos, sino que mete su cabeza en mierda. Claro, así todos queremos al poli bueno, que está mirando tranquilamente hasta que llegue su turno. Cuando el asalariado ya está aterrorizado y ve, incluso, su vida en peligro, acepta condiciones que le parecían inaceptables cuando se estaba mirando al espejo (en aquella época en la que le convencieron para que jugara a ser rico y comprara casitas).

Dos libros sobre la crisis económica

Tengo un libro para vosotros. Se llama «The value of nothing«. No he encontrado una traducción al español pero pronto estará, supongo, porque el autor, Raj Patel, ya publicó «Obesos y famélicos».

El libro toma su título de una cita de Wilde: «Nowdays people knows the price of everything and the value of nothing» («Hoy la gente sabe el precio de todo sin conocer el valor de nada»). Lo dijo también Antonio Machado, de forma más elegante: «Necio el que confunde valor y precio». Desde mi humilde condición de puto ignorante en macroeconomía, creo que este libro podría servir de introducción.

Otro libro que parece interesante es el de Susan George «Sus crisis, nuestras soluciones». Dejo un video con la autora con propuestas frente a la crisis.

Este video lo encontré en un sitio de economía solidaria. Os dejo el enlace por si queréis echar un vistazo.

Curso de incomunicación política: el caso Pajín

He estado leyendo el artículo de Leire Pajín en Público. Podéis consultarlo aquí.

Ya sé que no debería perder el tiempo leyendo estas cosas pero tenía curiosidad por saber qué decía la gente de los «argumentos» de Pajín. Por eso, también he leído todos los comentarios que los lectores han hecho, hasta 30. Mi conclusión depués de confrontar todos los datos:

No nos merecemos una comunicación política tan pésima. Si la Secretaria de Organización del partido en el Gobierno pretende explicar públicamente el por qué de la derechización de sus políticas, lo mínimo que le pide el lector es un ápice de compromiso y respeto hacia el receptor de ese mensaje. NO SOMOS GILIPOLLAS. Y esto lo demuestran los comentarios que recibe el artículo. Antes, mis propios comentarios.

Para empezar, PRIMERA IDEA, Pajín nos quiere hacer creer que, como en tiempos de Franco, todo es producto de una conspiración judeo-masónica que ahora se llama conspiración contra el euro. Muy poca gente ha visto judíos-masones conspirando, pero menos son los que han visto un ataque especulativo. ¿Qué me puede ocurrir si me sorprende en la noche un ataque especulativo? En consonancia con el argumento de la amenaza externa y para darnos una prueba fehaciente de tamaña amenaza, Pajín nos asegura con su bola de cristal que esta crisis será estudiada en las Facultades de Economía del futuro.

SEGUNDA IDEA: Pajín nos invita a creer que el Gobierno del PSOE no sólo «dio la cara» ante los ciudadanos tomando las medidas contra el déficit, sino que, además, «había que actuar con decisión y hacerlo rápido». Es más, lo hicimos antes que otros Estados de Europa, siendo la vanguardia de la lucha contra la crisis. Pajín, ¿dónde has estado estos dos últimos años? Zapatero fue el último español en reconocer que había crisis. En cuanto a lo de actuar con decisión, ¿a qué decisión te refieres, a la que los mercados tomaron por vosotros?

TERCERA IDEA: El Gobierno de España es como los demás Gobiernos de Europa y ha hecho lo mismo que ellos. Es más, el PSOE ya venía advirtiendo de esto antes que nadie. Dice Pajín:

«Llevamos tiempo diciendo que el exceso y falta de límites del modelo económico de las úlitmas décadas no era sostenible. No sólo era necesario hacer ajustes, sino reformar todo el sistema»

Pajín, relájate, por favor. ¿Entiendes la diferencia entre decir algo y hacer algo?

Y sigues en el quinto párrafo diciendo que vosotros, el PSOE, ya defendíais en vuestro programa electoral de 2004 la necesidad de una reforma de las instituciones financieras. Ah, vale… en 2004… una reforma financiera… pues ya es 2010, Pajín… ¿O no habéis cumplido el programa electoral o tú vives en una realidad paralela? Puede que ambas sean ciertas.

En el sexto párrafo, nos recuerdas el título del artículo y dices que «no ha sido fácil». Te hinchas de poder, te subes a un pedestal, impostas la voz y dices: «no ha sido fácil». Creo que sobra, ¿no? Suponemos que no ha sido fácil o que, al menos, tenéis que aparentar que no lo ha sido. Lo contrario, decir que os ha importado una mierda traicionar a todo el electorado habría sido un tanto violento.

Séptimo párrafo: Como dice tu lector «PicciPannchki» deberíais tener a alguien que revisara el artículo antes de cometer errores de sintaxis.

«Se ha pedido un mayor esfuerzo a aquellas personas a las que la crisis no ha golpeado con el desempleo; en cambio, sí se ha hecho a aquellas que han mantenido su puesto de trabajo, que tienen estabilidad en los ingresosos, e incluso, que han revalorizado su sueldo año a año».

No sabemos qué hace ahí la expresión «en cambio».

De aquí hasta el final, la idea básica es que los recortes existen pero están hechos según los valores de identidad del PSOE. Repites algunos «mantras» sacados de programas electorales antiguos y aseguras que en el futuro, los ricos también pagarán.

Con esto último es con lo que se ceban los comentarios. Rescato algunos de ellos:

IUFabero duda de que los ricos vayan a pagar nada y aporta pruebas citando un artículo de José Daniel Fierro. Zapatero creó en 2009 un Fondo de dinero público, por si los bancos quebraban, de 9.000 millones de euros. Subió el IVA, un impuesto plano, es decir, nada progresivo (igual pagan ricos que pobres), gastó más de 150 millones de euros en software propietario (se lo compró a los ricos), siguió permitiendo la excepcional situación de la Iglesia católica respecto a sus deberes fiscales (sin pagar IBI ni IVA) y a su financiación pública (7.000 millones), misiones de guerra, gasto militar, etc.

Isalgui describe al PSOE como izquierda capitalista que permite a los bancos que financian la deuda pública encarecer los intereses y refinanciar la deuda haciendo pagar al Estado al mes siguiente 60 millones de euros más.

Rayuela sirve para cerrar esta revisión de la triste cagada de Pajín. Lo único que pide este lector es claridad en la comunicación política. Que no nos traten como a menores de edad. Si hay que hacer un sacrificio, habrá que saber la verdad y no recurrir a la fantasmagorización de las causas.

Pues eso, Pajín, que no escribas por escribir o pensando que quien te lee es idiota.

Mis memorias (2)

En mis memorias espúreas, además de a Cipriano Mera, pienso suplantar a Cariño López (Ángel Rodríguez, nacido en Cariño, A Coruña), También le puso Villa Cariño al barracón donde le encerraron en Argelia. Llegó allí en un bote cargado de naranjas, huía de Franco.

Pasó de percebeiro a artillero en la Revolución del 36 al 39 que otros llaman Guerra Civil. Los percebes son el animal con el falo más grande del mundo (en proporción a su tamaño). Los hombres que los pescan realizan un trabajo alucinante. De la envergadura de la polla de un percebe. Colgados de la roca. Subiendo y bajando al ritmo del mar. Aguantando los embates de las olas. Llenos de espuma.. todo un poema erótico.

Así vivió Ángel Rodríguez. Entró en París de los primeros y luego intercambió con los gringos nombres de nazis por tabaco, botas y hasta un jeep. Y con La Nueve, su división de soldados antimilitaristas, también fueron los primeros en entrar en el Nido de las Águilas, el último refugio de Hitler. Se llevaron las sábanas y el reloj. A él le enterraron sin nada, en el 75 en París.

En el ataud ni siquiera le pusieron la medalla que le dio DeGaulle. Cuando Charles el grande se la impuso, le pinchó y Ángel, el de Cariño, le espetó: ‘Vai conseguir vostede o que non conseguiron os alemáns en todo este tempo». Una frase a recordar en caso de que a uno le galardonen.

Digna de figurar en alguna peli, como me sugería Pepe. Gracias, rey.

¿Donde está el Tarantino gallego que se ocupe como en Malditos bastardos de aquellos insumisos antifascistas de La Nueve?

Facebook te vende

¿ES QUE ALGUIEN LO DUDABA?
ESTAMOS EN VENTA… TÚ DECIDES SI TE DAN LO QUE VALES.

La info viene en The Wall Street Journal, para que no digan. Y el gráfico muestra algunos más sitios implicados. Aquí en español y con buenos enlaces.

A lo mejor ahora te lo piensas mejor. ¿Cuánto vales? ¿Qué te dan?

Los listillos del márketing te dirán que les des todo, que cuentes en la Red quién eres, quién quisieras ser… para que les hagas sus estudios de mercado, en tiempo real, a coste cero.

Ya sabes dónde empezar a quebrar el sistema.
Miente. Invéntate. Reinvéntate. Reviéntales el negocio. Y luego o antes..
Te das de baja. Y migras con quien no te vende, a una red social de código libre.